Tutoría legal

La tutoría legal le proporciona la autoridad de gestionar los asuntos personales de su ser querido cuando se vuelve parcial o totalmente incapacitado. Generalmente una corte se adaptará a las órdenes de tutoría para que cumplan las necesidades específicas de una persona. Por ejemplo, si su ser querido tiene la habilidad de mantener las necesidades de atención médica pero no de sus finanzas personales, se le puede asignar para que la ayude a gestionar su dinero. Si su ser querido alcanza el punto en donde está inhabilitado de cuidar la mayoría de sus necesidades personales (es decir, salud, finanzas, actividades de la vida cotidiana, etc.) entonces una corte le puede asignar como guardián para tomar la escala total de decisiones necesarias incluyendo la gestión de dinero, cuidado de su salud y decisiones residenciales. Como un tutor puede dotarse de autoridad designada por la corte para:

  • pagar cuentas de un ser querido
  • tomar decisiones médicas
  • obtener cuidado a domicilio
  • colocar a un ser querido en una instalación de cuidado residencial
  • recuperar bienes robados y parar el abuso financiero
  • detener el abuso físico
  • obtener elegibilidad a Medicaid para un ser querido incapacitado
  • realizar donaciones desde la herencia de un ser querido para reducir los impuestos de la misma

Cualquier persona puede hacer una petición a una corte para adquirir tutoría legal. Una vez que la petición se presenta, la corte designará a un evaluador de la corte para investigar el caso y presentar un reporte acerca de sus conclusiones. La corte también puede designar a un abogado para la persona de la tercera edad en cuestión si es necesario. La corte asignará una fecha de audiencia donde el solicitante presentará las razones obligatorias para solicitar la tutoría y el evaluador de la corte reportará sus conclusiones. Cualquiera que haya presentado documentos oponiéndose a la petición de tutoría también será escuchado. Luego de escuchar el caso el juez tomará una decisión.

Normalmente el solicitante o un miembro cercano de la familia será nombrado como tutor. Si no existe la voluntad de un familiar o amigo, o si existe conflicto entre tutores potenciales, la corte designará un tutor independiente, el cual será escogido entre una lista de candidatos compilados por la corte (usualmente abogados).

Como un tutor se puede obtener un bono asignado por la corte como seguro contra la posibilidad de no realizar sus responsabilidades legales o malgastar fondos. El bono se paga normalmente desde los bienes de su ser querido; la cantidad del bono normalmente se asigna como el doble de la cantidad de los bienes de su ser querido.

Cada estado tiene requisitos diferentes para tutores los cuales pueden incluir en su estado:

  • completar un curso de asuntos de tutoría, deberes y responsabilidades
  • presentar un reporte inicial de las necesidades y bienes de la persona incapacitada
  • presentar un reporte con el detalle de los ingresos y gastos del año anterior
  • visitar un número dado de veces por año
  • presentar un reporte final al terminar la tutoría